Condenaron a Fernández, Garay y Luffi por la apropiación de la nieta recuperada 127

Después de nueve meses de debate, el Tribunal Oral Federal 1 de Mendoza condenó a los responsables de la apropiación de Miriam, la hija de María del Carmen «Pichona» Moyano y Carlos Poblete.

Las penas atribuidas fueron 10 años de prisión para Armando Osvaldo Fernández, oficial inspector del D2 especializado en inteligencia, quien registró a Miriam como hija propia; 8 años para Abelardo Santiago Garay, policía del D2 que firmó como testigo apócrifo del nacimiento, y 5 años para Iris Yolanda Luffi, esposa de Fernández que prestó su nombre para inscribir a la niña.

Los montos se deben a que el tribunal adoptó el criterio de la ley 11179, vigente al momento de la sustracción, a pesar de que la acusación había solicitado la aplicación de la ley 24410, sancionada en 1994, momento en que se seguía cometiendo el crimen de retención y ocultamiento.

Como en otras ocasiones, se reconoció el carácter de crimen de lesa humanidad cometido en el contexto del delito internacional de genocidio. Y entre las reparaciones, se declaró a María del Carmen Moyano víctima de violencias en razón de su género.

Leé la crónica completa de la audiencia final acá.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

El Colectivo Juicios Mendoza se conformó en 2010 por iniciativa de los Organismos de Derechos Humanos para la cobertura del primer juicio por delitos de lesa humanidad de la Ciudad de Mendoza. Desde ese momento, se dedicó ininterrumpidamente al seguimiento, registro y difusión de los sucesivos procesos judiciales por crímenes cometidos durante el terrorismo de Estado.